Cuatro consejos para que tus conversaciones conecten desde el primer momento

Empezaré diciéndote que la persona promedio pierde la capacidad de concentración después de los 8 segundos, lo que no juega a favor de nosotros. La buena noticia es que en estas líneas encontrarás cuatro consejos para atrapar a tu público más rápido.


DILE NO A LOS TECNICISMOS


A menos que la persona con la que estás hablando también trabaje en tu industria y conozca tu trabajo por completo. De no ser así elimina los términos súper técnicos o específicos de la industria, esto te hará quedar en la mente del público más fácilmente.


UTILIZA UNA HISTORIA DE CONEXIÓN.


Esa historia le dará a tu público una idea real de quién eres. El cerebro está hecho para guardar información a manera de historias. Cuando la mente se conecta con diferentes emociones, se mantiene activa. Habla de los personajes, identifica el conflicto y llévalos a la resolución, al porqué estás allí, qué te impulsó.


COMPARTE SIEMPRE LAS COSAS EN COMÚN


Los factores comunes nos unen, piensa en lo que recuerdas después de tener una conversación con alguien. (“¡Fuimos a la misma universidad!” o “Resulta que vivíamos en la misma urbanización”)


INCLUYE UNA ANÉCDOTA


Un estudio demostró que cuando se incluyen anécdotas, la tasa de retención aumenta al 65-70%. No dejes de intentarlo.


Te daré un consejo más, para que lo pongas en práctica de inmediato. Felicítalos, la gente recordará cómo los hiciste sentir. Garantiza la calidez ofreciendo un cumplido real y genuino.


Recuerda que de nada vale tener buenas ideas o preparar una lista de razonamientos irrefutables, si tu voz y lenguaje corporal no transmiten confianza, seguridad y valores adecuados a lo que estás exponiendo.


Solo es cuestión de tomar la decisión de querer comunicar en vez de hablar cháchara, como decían en mi país. Práctica, práctica, práctica. Saca el buen comunicador que llevas dentro.


Nos leemos en una próxima edición.


9 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo